martes, 4 de septiembre de 2018

Septiembre de uniformes


      






   




Infantes, padres, adolescentes y jóvenes invaden calles y escuelas; alegría, abrazos, anécdotas… se observan por doquier y es porque llegó septiembre y comienza el curso escolar 2018-2019.

Algunos que inician el Prescolar lloran, es la primera vez que van al colegio y no quieren soltar la mano de mamá o papá. "Es cuestión de tiempo, dentro de unos días se acostumbrarán"; dicen algunos padres que ya han pasado por eso.

Lo vivido en las vacaciones no se hace esperar en el reencuentro. La playa, el campismo y diferentes lugares de esparcimiento y recreación son rememorados; quizás sean temas para redactar párrafos, bonitas excursiones u otros trabajos.

Los uniformes de los pioneros, con los colores de la Bandera; las escuelas nuevas, la ornamentación de todas y la base material de estudio y de vida, dan a los padres seguridad en cuanto al bienestar de sus hijos; además, con el binomio escuela-familia se podrá avanzar más en la calidad del proceso enseñanza-aprendizaje, y al culminar el período lectivo, no hay dudas de que la promoción será muy buena o excelente, como la esperada.

Sabemos que este será otro curso de buenos resultados porque Las Tunas es una de las mejores provincias del país en el sector de Educación.

Fotos: Reynaldo Löpez Peña

Se marchó el verano
















Julio y agosto se fueron, terminó el verano que, por cierto, resultó muy bueno en todos los sentidos, según el criterio de muchísimas personas que disfrutaron de diferentes opciones. Cada familia seleccionó el tipo de recreación de acuerdo con sus posibilidades y deseos. Los pequeños visitaron el Parque Temático, el de diversión, el zoológico, el jardín botánico, bibliotecas, museos, áreas deportivas, entre otras ofertas que brindó este período estival.

Las playas y el campismo fueron los lugares preferidos por los vacacionistas, pues las altas temperaturas de estos meses así lo exigían.
Lo cierto es que hubo para todos, muchos adultos y adultos mayores, tanto mujeres como hombres, prefierieron quedarse en casa, reunirse con vecinos y ver la programación de la televisión, jugar dominó, escuchar música y hasta bailar. Cada quien disfrutó a su manera y como le fue posible. 

 Fotos:Reynaldo López Peña